ENG | ESP | FRA

Circus Klezmer

En un pueblo del este de Europa que no queda ni cerca, ni lejos. En una época que no es ni la de ahora, ni la de antes, ni después, se está cocinando un gran banquete. La gente del pueblo está muy entusiasmada y va de un lado a otro haciendo malabares, acrobacias y mil peripecias… porque se acerca un día muy especial.En el mercado, los músicos están afinando sus instrumentos y la música klezmer se empieza a escuchar por todos los rincones. El loco del pueblo, entre tropezones y descuidos, va dejando caer del cielo las invitaciones. ¿Para qué? ¡Pues para la boda! Pero como en todas las historias, siempre surgen inconvenientes.
En ésta todo se resuelve con mucho humor porque los habitantes de este peculiar lugar siempre tienen un truco bajo la manga para que este día tan esperado quede en la memoria de los novios y de todos los invitados.Enmarcada por los años, en una fotografía de esas que a veces vemos en nuestros recuerdos, se celebrará la gran boda del Circus Klezmer.

(…) no sólo de amor y de buenas intenciones se nutren los grandes espectáculos y Circus Klezmer lo es: por la desbordante imaginación con la que tejen una estupenda trama a partir de unas cuantas cajas de cartón, por la precisa definición de unos personajes que apenas hablan, por los extraordinarios números acrobáticos, de funambulismo y de malabares, por la magnífica ambientación de la historia que nos cuentan, por las sorpresas que nos ofrecen, por la música en directo, siempre presente, por las carcajadas que nos provocan. (…) Precioso. (EL PAIS - España)